Lola Herrera vuelve a los escenarios con “La velocidad del otoño”

Una de las actrices españolas con más reconocimiento es Lola Herrera que tanto la hemos podido ver en el cine, en el teatro o en la televisión. Pese a los años que lleva dedicándose en cuerpo y alma a la interpretación, la actriz sigue a los pies del cañón trabajando en nuevas propuestas teatrales como la que hoy te presentamos en El Apuntador: La velocidad del otoño.

velocitad-otoño

Junto a ella, Juanjo Artero será el coprotagonista de esta pieza teatral dirigida por la reputada directora Magüi Mira y escrita por el dramaturgo estadounidense Eric Coble. Se trata de una obra que se ha estrenado este verano en Avilés y que ahora podrás ver en Cartagena el 19 de agosto y en el Teatro Bellas Artes de Madrid a partir del próximo mes de noviembre.

Lola Herrera, quién ganó el Premio Max de Honor en 2016, protagoniza una pieza divertida y muy emotiva que habla sobre la fragilidad de la vida. Interpreta, en esta ocasión, a una mujer de 70 años que decide rebelarse ante su familia y convertirse en toda una combatiente de armas tomar.

En 2013 pudimos disfrutar en directo de Herrera junto a Héctor Alterio con el presentó la mágica “En el estanque dorado” cuya dirección también iba a cargo de Magüi Mira y, ahora, tienes una nueva oportunidad de ver en directo a esta enorme actriz pero, en esta ocasión, interpretará una comedia reflexiva que seguro te encantará.

La versión original de La velocidad del otoño se estrenó el 2014 en Broadway con Estelle Parson como protagonista. Su trabajo le hizo ser nominada a los Premios Tony en la categoría de Mejor Actriz. Ahora podremos disfrutar de esta emotiva pieza a cargo de dos grandes de la escena española: Lola Herrera y Juanjo Artero.

velocidad-del-otoño

Sinopsis de “La velocidad del otoño”

Alejandra (Lola Herrera) es una mujer de 79 años que ha trabajado toda la vida como artista. Ahora se ve en la tesitura de tener que enfrentarse con su familia porque le quieren cambiar de lugar de residencia. La anciana, con espíritu rebelde por naturaleza, decidirá negarse a esta imposición y para ello creará una auténtica barricada en la puerta de su casa ¡con cócteles molotov incluidos!

Los hijos, desesperados, quieren que su madre entre en razón y, para ello, usan su baza más fuerte: a Cris, su hijo más joven que vuelve a la ciudad después de 20 años de ausencia. Este será el mediador de las dos partes de la familia y el que intentará que las bombas no exploten pero, eso sí, las bombas emocionales no son tan fáciles de controlar…

Reserva tus entradas para La velocidad del otoño

Opinión de los espectadores

Deja un comentario